Subscribe:

Ads 468x60px

domingo, 19 de septiembre de 2010

Costa Rica ¡te quiero limpia!

Desde el mes de abril de 2010 he participado, mes a mes, en las jornadas de limpieza y recolección de residuos de Costa Rica te quiero limpia, organizadas por la Asociación Terra Nostra. Esta asociación ha brindado una serie de capacitaciones en reciclaje, liderazgo de jornadas y gestión de residuos a UNAventura, voluntariado de la Universidad Nacional, de manera que hemos participado como voluntarios y líderes de brigadas.
Voluntarios de la UNA en la represa Nuestro Amo. La Guácima de Alajuela.

Primero debo decir que desde el inicio me pareció muy extraño que Teletica se proclamara como organizador importantísimo de las jornadas (como lo recalcan cada vez que sacan un reportaje en su noticiero, por ejemplo: http://bit.ly/auLIb6) si en cada una de ellas yo sólo he visto a un periodista y un par de camarógrafos, quienes no han puesto sus manos a ayudar con la causa final: recolección de residuos. El transporte y alimentación han salido por cuenta de donaciones de empresas privadas y la logística está en manos de Terra Nostra, Ministerio de Salud y otras instancias (como la misma UNA). Así que a ellos les reconozco la difusión televisiva del tema, que también resulta ser importante.

Y con respecto a ello, considero que sería mucho mejor publicar reportajes que trasciendan el tema de quiénes dieron qué y cuánto se recogió de desechos, porque el problema no acaba ahí. La población necesita entender la complejidad del asunto.

Por ejemplo para la jornada realizada en Playa Guacalillo en julio pasado se recolectaron 5.074 kg de desechos (1.030 kg de plástico PET y HD + 4.044 kg de basura). Pero, ¿de dónde viene esa cantidad enorme? No es producida in situ, viene de las partes altas. Sí, de San José, Heredia y Alajuela. Es importante que toda la sociedad entienda que un río como el Tárcoles es sólo parte de un gran sistema que es la cuenca hidrográfica. Lo que pasa arriba en la cuenca repercute directamente en la parte de abajo.

Y esto no se dice en los reportajes... Es necesario reproducir la información para que niños, jóvenes, adultos, estudiantes, sector privado, obreros, maestros, universitarios, choferes de bus, madres, líderes comunales y todos vayan creando conciencia. Todos somos parte de la solución.

                                      
Foto tomada el 14 de setiembre de 2010 en Playa Azul, Garabito. TerraNostra.

Después de años en debates, en mayo 2010 por fin se aprueba en la Asamblea Legislativa la Ley de Gestión Integral de Residuos Sólidos (GIRS), la cual da facultades (y obligaciones) a gobiernos locales (municipalidades) para la gestión adecuada de los desechos en sus territorios, además de directrices normativas en cuanto a los recursos financieros, educación ambiental y planificación. Muchos pueden decir que es sólo una ley y que será ignorada como la mayoría de ellas. Pero no podemos ser pesimistas y cruzarnos de brazos; ya Costa Rica tiene una normativa nacional oficial y usted y yo como ciudadanos patriotas y responsables debemos cumplirla y hacer que los encargados la cumplan. Es decir, tocarle la puerta al vecino y explicarle porqué no tiene que botar su basura a la calle, caerle mal al muchacho que tira la botellita por la ventana del bus y también exigirle al alcalde que ponga a funcionar un sistema de reciclaje municipal. ¿Cuántas veces hemos hecho esto?

Esto es conciencia.

También podrá usted decir que nada se hace con ir una mañana a recoger la basura si al día siguiente estará igual. Bueno, entonces ¿qué hacemos? ¿la dejamos ahí? Otra vez, cruzarnos de brazos... Pueden leer lo que publica La Nación el 19 de setiembre de 2010: Los ticos se quejan de la basura, pero no tienen hábitos de reciclaje.


De la experiencia en Costa Rica te quiero limpia hay que rescatar el espíritu desinteresado de los cientos de voluntarios que se han sumado a la campaña. Así se hace patria, por amor al país y su ambiente.

¡Compártalo!

Bookmark and Share